Toman riesgos para sentirte vivos

Investigadores de la Universidad de Tecnología de Queensland han disipado el mito de que los atletas más extremos son adictos a la adrenalina con deseos de muerte.

¿Qué es el deporte extremo?

Un estudio bastante original fue publicado en la última edición de Psychology of Consciousness, Theory, Research and Practice. Los profesores Brymer y Schweitzer, que iniciaron el proyecto, han definido los deportes extremos como actividades de ocio en las que un error o un accidente mal gestionado puede provocar la muerte.

Al igual que en disciplinas como el salto de base, el surfing de grandes olas y la escalada en solitario sin seguro.

El extremo va en aumento

“Los deportes extremos se han convertido en un fenómeno mundial y estamos siendo testigos de un interés sin precedentes en estas actividades”, dice el profesor Brymer. “A diferencia del número de atletas en disciplinas tradicionales como el golf, el baloncesto y los deportes de raqueta, el número de atletas extremos ha aumentado considerablemente en la última década”.

“El profesor Brymer explica que hasta ahora ha habido un flagrante malentendido de lo que motiva a la gente a participar en los deportes extremos. Y estas actividades siempre se han considerado reservadas para los adictos a la adrenalina”.

¿Quiénes son estos atletas extremos?

“Nuestra investigación ha demostrado que las personas que practican deportes extremos no son irresponsables con tendencias suicidas. Son personas altamente cualificadas, con un profundo conocimiento de sí mismas, de su negocio y del entorno inherente a su práctica”, explica Brymer.

“Sus sentimientos son muy difíciles de describir, así como es difícil describir un sentimiento de amor. A los deportistas extremos les gusta sentirse vivos, sentir que tienen control sobre sus cuerpos y explotar todo su potencial”.

Un regreso a las raíces

Los investigadores informan que los saltadores de base explican que pueden ver todos los colores y la rugosidad de una roca mientras “vuelan” a 300 km/h, que los escaladores extremos sienten como si estuvieran flotando y bailando con la pared.

La mayoría de los deportistas extremos expresan un sentimiento de tiempo que se ralentiza y de comunión con los elementos.

Comprender las motivaciones de los deportistas extremos para entender al ser humano

Lejos de los supuestos tradicionales basados en el riesgo, la práctica de deportes extremos promueve experiencias psicológicas positivas y expresa valores humanos como la humildad, la armonía, la creatividad, la espiritualidad y el sentido vital de sí mismo que enriquece la vida diaria.

Como estos atletas tenían dificultades para expresar sus sentimientos, el proyecto de investigación adoptó un nuevo enfoque para comprender los datos. “En lugar de un enfoque teórico que pueda emitir juicios que no reflejen las experiencias de estos atletas, hemos adoptado un enfoque fenomenológico para asegurar un análisis imparcial”, dijo el investigador.

“Por primera vez, pudimos conceptualizar tales experiencias como potencialmente representativas de esfuerzos en los límites de lo humano. Donde el hombre toma decisiones que pueden llevar a la muerte”.

Toma riesgos para sentirte vivo

“El deporte extremo tiene el potencial de inducir estados inusuales de conciencia que son a la vez poderosos y significativos”, dice Brymer. Resulta que el deseo de vivir está muy presente y que induce a tomar decisiones para evitar la muerte. Estas experiencias extremas se viven en un estado de atención que no deja espacio para la irresponsabilidad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here